Cuando el arte despierta la historia – El turismo político: murales de guerra y paz

de Adriana Arista Zerga

Una breve de historia

Irlanda del Norte tiene una historia de enfrentamientos que se remonta al siglo XII en que Inglaterra decide instalarse en la isla, originando la resistencia de los irlandeses y posteriormente las divisiones entre protestantes y católicos. La historia más reciente muestra las formas en que las divisiones se acentuaron y ha configurado uno de los conflictos políticos y religiosos más interesantes a nivel mundial. En 1949 la isla se divide en dos en la República de Irlanda e Irlanda del Norte, esta última dependiente del Reino Unido de Gran Bretaña.

Es en el año 1972 cuando “The Troubles-LosProblemas” que es cómo se conoce al conflicto norirlandés – tiene un punto importante de cambio; la agrupación terrorista Ejército Republicano Irlandés -conocido como IRA por sus siglas en inglés- hace su aparición pública, luego que el 30 de enero del mismo año, en el barrio de Bogside en la localidad de Derry[1] en Irlanda del Norte, durante una manifestación a favor de los derechos civiles, catorce católicos murieron durante la represión de las tropas británicas, esta jornada es conocida como “Bloody Sunday-Domingo Sangriento”.

Hasta el año 1972 Irlanda del Norte se autogobernaba; luego de la escalada de violencia Gran Bretaña decide convocar a un plebiscito para instalar un sistema de gobierno directo. En el año 1973 el 60% de la población votó a favor de la unión. Y como en un retorno a la historia, se da inicio a los hechos contemporáneos del enfrentamiento entre protestantes y católicos, unionistas y republicanos, aparición de otros grupos terroristas como la Fuerza Voluntaria del Ulster-UVF, etc. Los años posteriores estuvieron marcados por negociaciones fallidas, escisiones dentro del IRA (IRA provisional, IRA auténtico, IRA de la continuidad) y por la muerte de casi 3,200 personas y los daños físicos a más de 37, 000 tanto en Irlanda del Norte como en Gran Bretaña.

A pesar que en abril de 1998 se firma el Acuerdo de Viernes Santo entre los gobiernos británico e irlandés y los principales partidos de norirlandeses y que en mayo del mismo año fue aceptado por referéndum en Irlanda del Norte y la República de Irlanda; el IRA auténtico que no aceptaba el alto al fuego, quiebra la paz alcanzada hasta ese momento.

El 15 de agosto de 1998 en la pequeña ciudad de Omagh, en el condado de Tyrone en Irlanda del Norte, un coche bomba explota en la calle central de la ciudad y ocasiona la muerte de 29 civiles y causa heridas de gravedad a cerca de 200 personas; este es considerado como el peor ataque durante “los problemas” y fue reivindicado por el IRA auténtico. Irlanda del Norte inicia así un nuevo camino en la búsqueda de “autonomía” que finalmente llega el 8 de mayo de 2007, a pesar que sigue formando parte del Reino Unido. Es así que nuevamente la muerte de civiles inocentes es la que genera un retroceso en el proceso de paz.

Derry escultura en católicos y protestantes intentando da rse la mano

Vislumbrando el presente y el futuro Irlanda del Norte ha comenzado un proceso interesante de apertura a Europa, se ha convertido en la actualidad, principalmente Belfast, en un importante destino turístico, no solamente por la rica cultura de herencia celta, por ser Belfast la ciudad donde se construyó el Titanic (están iniciando los preparativos para la celebración de los 100 años en 2012), por los hermosos campos norirlandeses y  las magnificas costas que guardan vestigios naturales como la Calzada del Gigante que ha sido declarada como Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO, si no porque ha hecho de su historia de conflictos parte de lo que denominan actualmente como “Turismo Político”.

Belfast, a pesar de tener construcciones modernas y una vida agitada como todo metrópoli, es también una ciudad detenida en el pasado, sus calles denotan la época de esplendor industrial que vivió Irlanda del Norte pero que hacen sentir al visitante estar en un viaje al pasado, y son las paredes de esas calles las que sirven como una pantalla de cine en la que se proyectan las imágenes del pasado y también de un presente, marcado por un intenso trajinar político. Es el arte de los murales los que nos transportan a esa dolorosa e interesante etapa.

El tour político comienza en una de las calles centrales de Belfast frente al City Hall o Ayuntamiento, donde en un “black cab” o taxi negro, el chofer nos llevará por los barrios católicos y protestantes, explicándonos la historia, contándonos cada momento en los que se pintaron los murales, mostrándonos también que aún hay muros que los separan y que aún se cierran en la noche para evitar reyertas entre los jóvenes. Pero en las paredes no sólo está el IRA, el UVF o personajes como Bobby Sands (miembro del IRA que murió en prisión luego de 66 días de huelga de hambre debido al rechazo del Gobierno Británico a cumplir una serie de demandas) sino también se ven reflejada otras problemáticas actuales: la lucha palestina, el conflicto vasco, la situación de Cuba. Así los murales reivindican luchas más allá de sus fronteras.

Mural en honor al Che Guevara

Pero es quizá el Bogside -lugar donde tuvo lugar el “domingo sangriento”- donde el arte, la guerra y la paz llegan a un punto de unión. Entre 1994 y 2006 tres artistas norirlandeses Kevin Hasson, Tom y William Kelly, decidieron utilizar las paredes como una galería de arte al aire libre, así los muros de las casas se han llenado de color y la historia, que estaba flotando en el lugar, ha cobrado vida en los murales. Como los propios artistas señalan, ellos han usado fotografías de la época porque lo que quieren es “mostrar” la historia no interpretarla. Así los 12 murales nos llevan por los momentos más desgarradores de “los problemas” como el domingo sangriento, los niños que murieron, las huelgas de hambre, las máscaras de gas, etc. pero en medio de esa historia triste nos muestran imágenes de personajes que tienen un significado especial para la paz como la Madre Teresa, Martin Luther King y la paloma de colores que es el símbolo de San Columba fundador de la ciudad, que se dice fue construida sobre una arboleda de robles, por ello muestra también una hoja de roble como el símbolo de la esperanza.

Un dato curioso que destacar es que al llegar a este barrio en medio hay un muro con la frase “Ahora eres totalmente libre Derry” y en la parte alta del muro hay una bandera flameando con la figura del Che Guevara; hay un mural dedicado a este personaje revolucionario donde se destaca sus raíces irlandesas: “En las venas de mis hijos fluye la sangre de los rebeldes irlandeses”. También, como en Belfast, vemos reflejado en murales el conflicto palestino y la reproducción del Guernica de Picasso.

Hay en Derry una escultura que demuestra el largo camino que ha recorrido y recorre Irlanda del Norte, es la figura de un protestante y un católico tratando de darse la mano, a pesar que están muy cerca no lo consiguen aún, y otra vez el arte refleja a la realidad; el 7 de marzo de 2009, luego de muchos años de cese de la violencia, miembros del IRA auténtico asesinaron, en una ciudad cercana a Belfast, a dos soldados en una base militar, e hirieron a otros dos civiles y dos días después el IRA de la continuidad asesinó aun policía e hirió a otro más. Estos actos han recibido el repudio de las autoridades, pero la realidad le ha dado nuevamente color a los murales que son evidencias latentes de una historia, dolorosa, que no llega a su fin, y a pesar de ello Irlanda del Norte muestra al mundo su dolor y esperanza a través de las expresiones artísticas, se labra un espacio en el turismo a través de introducir al visitante en su historia política.

El muro que divide el barrio protestante del católico en la zona de Shankill road en Belfast, es parte del proyecto “Si las paredes hablaran” en el que un grupo de artistas conjuntamente con niños, ancianos y habitantes del lugar han elaborado murales en los que se muestra el proceso histórico de Irlanda del Norte y también testimonios de personas que lucharon en la I Guerra Mundial, conflictos en Israel y otras partes del mundo. El objetivo de este proyecto no es solo mostrar los hechos ocurridos si no cambiar la visión negativa que se tenía de la zona de Shankill- no sólo por la pobreza imperante, sino también como uno de los espacios que aún son conflictivos- por una visión en la que el arte de los murales permiten ser los canalizadores de las expresiones de ideas, sensaciones y puntos de vista distintos utilizando colores y no violencia.

Mural en el Bogside Derry

Este proceso norirlandés tiene matices muy interesantes, pues no solo es una recuperación de la memoria ya que siempre se mantiene un recuerdo  doloroso de los hechos; la memoria que se vendría a plasmar es una memoria de lo sucedido a lo largo de la historia que ha configurado un presente conflictivo.

Como dicen los Bogside artist, cuando hablan de los colores del mural de la paloma de la paz: “la paz sin libertad no es libertad en absoluto”, pero el arte y la cultura pueden ser ese eje liberador, que se entrecruzan en el pasado y el presente. Los murales de Belfast y del Bogside son una clara muestra de cómo el arte puede ayudar a no olvidar, a mantener viva en la memoria frágil momentos que fueron hitos de dolor y desesperanza, y es ese arte del mural, es ese recordar en el mismo lugar de los hechos lo que significa un reconocimiento a una paz que si bien no ha llegado aún definitivamente es un camino que se va recorriendo paso a paso y donde los murales y el arte pueden actuar como flechas de dirección.
 

Para ver las demás fotos que acompañan este artículo visita:
http://www.flickr.com/photos/38442663@N08/sets/72157618048013451/

* Todas las fotografías fueron tomadas por la autora.


[1] Los unionistas-protestantes denominan a esta ciudad Londonderry, mientras que los republicanos-católicos la llaman Derry.

 

[2] En realidad era el padre del Che-Ernesto Guevara Lynch- quien tenía descendencia irlandesa. El Che utiliza como apellidos completos los de su padre, dejando de lado el apellido materno De La Serna.

1 comentario

Archivado bajo Artículos

Una respuesta a “Cuando el arte despierta la historia – El turismo político: murales de guerra y paz

  1. Luis Fernandez

    muy interesante articulo…el conflicto irlandes tiene muchos matices, lamentablemente el IRA en busca de apoyos tiene muchas cercanias con regimenes totalitarios como Cuba o bandas como ETA…un buen ejemplo debe ser la Republica de Irlanda, actualmente con una mejor calidad de vida del Reino Unido, aplicando politicas democraticas, sociales, de mercado y capital, con ello han logrado traer prosteridad a los habitantes de Irlanda,…y espero que pronto, ese progreso llegue al norte, y no se equivoquen de camino para no terminar como Corea de Norte o Cuba…la Republica de Irlanda, el tigre celta, es un buen ejemplo de desarrollo occidental..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s